¿Cómo descubrir tu talento innato y vivir de él?

Una de las grandes razones por las que muchas personas no han encontrado su propósito en la vida, es decir, un modo de vida feliz y en sintonía con lo que sienten y piensan, es porque no saben o no son conscientes de cuáles son sus verdaderas aptitudes, sus talentos innatos. Si tu mismo te sientes en esa rueda de trabajo, monotonía y no sentirte realizado, en este post te guiaremos paso a paso en cómo descubrir tu talento innato para poder dedicarte de lleno a él. Sin duda, es el primer paso que todo consultor y profesional debería plantearse si de verdad quiere tener una carrera profesional de éxito.

¿Estás preparado? ¡Vamos a por ello! 

¿Qué son las aptitudes o talentos innatos?

Las aptitudes son esos talentos innatos que tienes desde que naciste. Aquello que simplemente se te da bien de forma natural, incluso sin tener conocimientos o sin haberte preparado para ello.

¿Recuerdas alguna ocasión en la que hiciste algo por primera vez y te sorprendiste del buen resultado? ¡Ese es uno de tus talentos innatos! Y no es necesario que sea algo 100% enfocado en lo profesional, hay cientos de cosas del día a día como la empatía, la gestión de las emociones, la comunicación escrita u oral, etc. que luego podremos llevar al terreno laboral. 

Existen multitud de aptitudes, podrían considerarse incluso infinitas, pero a continuación puedes ver un listado de las principales áreas donde podrían clasificarse:

  • Razonamiento lógico
  • Razonamiento abstracto
  • Comprensión verbal y expresión escrita
  • Razonamiento espacial
  • Concentración mental
  • Destreza manual y coordinación viso-manual
  • Memoria
  • Creatividad
  • Capacidad analítica
  • Capacidad de síntesis
  • Razonamiento físico-mecánico
  • Capacidad de observación
  • Habilidad corporal
  • Habilidad musical
  • Razonamiento inductivo
  • Razonamiento deductivo
  • Social

Te puede interesar leer el post: ¿Cómo ser un buen copywriter? Habilidades, actitudes y aptitudes

 ¿Cómo descubrir tu talento innato?

Algunos talentos se expresan desde que somos pequeños. Siempre hay niños con mayor capacidad para las letras, los números, la música, los idiomas… Pero muchos talentos se quedan latentes a la espera de su expresión, la cual se da conforme vas viviendo, experimentando nuevas cosas y cuando las circunstancias nos obligan a ponerlas en práctica. Ese momento en el que te sorprendes por lo bien que se te da algo, cuando haces algo nuevo y piensas que lo llevas haciendo toda la vida… ¡ahí tienes tu talento!

Por tanto, para descubrir tus talentos innatos tendrás que:

  1. Piensa en todo aquello que se te daba bien de pequeño, incluso en lo que has dejado de hacer. Por ejemplo: ¿Recuerdas aquella vez que ganaste un dibujo de pintura pero alguien se rió de tu dibujo y nunca más pintaste?
  2. Piensa en todo aquello que has descubierto a lo largo de tu vida que se te da bien. Da igual si quieres dedicarte a ello o no, es importante que tengas sobre la mesa todas tus aptitudes innatas, creas o no válidas o provechosas a nivel laboral. Por ejemplo: ¿Recuerdas lo bien que se te daba bailar cuando fuiste a clases por un tiempo?
  3. Revisa a fondo tus vivencias más felices, los momentos donde te has sentido orgulloso de ti y de lo que has hecho. Seguro que ahí descubres talentos que quizás nunca te has planteado.
  4. Luego, piensa en todas esas cosas que te gustaría hacer pero nunca has experimentado por miedo a no saber hacerlas o por simple pereza. ¡Ponte a prueba! Solo así sabrás si verdaderamente eres bueno en algo. Piensa ¿qué es lo peor que podría pasar? ¿y lo mejor? ¿merece la pena? La respuesta es un rotundo, sí.
  5. Pregunta a personas que conoces y que te conocen mucho, cuales creen que son tus principales talentos. Familiares, amigos, compañeros de trabajo… la perspectiva externa te dará una nueva visión de todo.
  6. Estate abierto al cambio. Es posible que muchas de las cosas que piensas que se te dan bien, no se te den tan bien aunque te gusten mucho, y también habrá cosas que pienses que se te dan mal porque en un momento determinado algo se torció, y en realidad estés hecho para ello. Cuestiónate todo lo que das por verdadero.

Descubrir tus talentos ocultos te permitirá tener una visión más realista de ti mismo y tus posibilidades, además de que ampliará tus opciones a la hora de decidir a que quieres dedicarte. Y es que, lo mejor de descubrir estas aptitudes es que bien combinadas con tus pasiones, y aún mejor si lo combinamos con esfuerzo, nos llevarán a no solo el éxito profesional, sino también personal por trabajar felices y motivados. 

CURSO GRATIS: ¡Encuentra tu propósito!

Y ahora, si de verdad quieres encontrar tu propósito, ir más allá y lograr saber no solo tus talentos sino también tus pasiones y otros ingredientes imprescindibles para trabajar en lo que realmente te apasiona, te invitamos a apuntarte al curso: Encuentra tu propósito. 

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba